Tercera consulta informal mantenida sobre el EPU en el examen del CDH

El 18 de noviembre tuvo lugar la tercera de las tres consultas informales organizadas por S.E. Sr. Omar Hilale, Emabajador de Marruecos y facilitador del EPU. Las dos primeras tuvieron lugar los días 11 y 15 de noviembre.

El facilitador continuó la lista de "temas a considerar" y presentó asunto por asunto las principales propuestas hechas en la primera sesión del Grupo de Trabajo contenido en las propuestas de la Compilación de Estados y después pidió a las delegaciones que reaccionaran ante las propuestas de los otros y que no volvieran a exponer sus posiciones.

Se discutieron nueve puntos durante esta tercera consulta informal:

- Recomendaciones del segundo y subsiguientes ciclos

El facilitador presentó las principales ideas compartidas durante la primera sesión del grupo de trabajo.
Sobre la formulación de recomendaciones:
  • Formular nuevas o reutilizar las antiguas.
  • Desarrollar directrices para la formulación
  • Permitir que un Estado haga recomendaciones en nombre de otros Estados.
  • Alertar al CDH cuando una recomendación está fuera de los estándares internacionales.
Sobre la agrupación:
  • La troika podría agrupar recomendaciones por temas con el acuerdo del Estado examinado y la ayuda de la Secretaría.
  • Establecer los criterios para el agrupamiento.
  • Tener en cuenta las recomendaciones de Estados que no pueden tomar la palabra.
Sobre las respuestas de las recomendaciones: presentar una adición al final del informe que contenga respuestas precisas a todas las recomendaciones o que mantenga la posibilidad de aceptar o anotar recomendaciones.

La mayoría de oradores apoyaron la agrupación de recomendaciones. Un apunte fue aportado por diferentes Estados que se entendía simplemente agrupación y no edición de las recomendaciones. Armenia, Bélgica, Méjico y Francia apoyaron la adición con respuestas claras a todas las recomendaciones. Francia, seguida de Gran Bretaña y Canadá propuso incluir expertos que comprobaran la conformidad de las recomendaciones con las leyes internacionales de derechos humanos. Egipto y Filipinas se opusieron a la inclusión de expertos.

- El papel de la Troika

En este asunto el facilitador compartió cuatro propuestas: mantener el papel de la troika, cambiarlo, nominar a un Relator y presentar oralmente en el diálogo interactivo los tres informes.

Egipto, Filipinas, Brasil, Botswana y Viet Nam querían mantener el papel de la troika como está ahora. Méjico y Bélgica, en representación de la UW, sugirieron fortalecerlo.

- El papel del OACDH y otros interlocutores pertinentes

Según el facilitador, las principales ideas sobre la OACDH fueron: redactar un documento incluyendo respuestas a las recomendaciones y buenas prácticas y presentar los tres informes en el diálogo interactivo.

Sobre INDH y ONGs las propuestas fueron: mantener el mismo papel o aumentarlo como dando la palabra en el diálogo interactivo y más tiempo durante la adopción y dar la palabra a las INDH justo después del Estado examinado.

Respecto de los expertos la principal idea era incluirlos solo de manera voluntaria.

Méjico sugirió que OACDH podría jugar un papel identificando la necesidad de cooperación internacional y asistir a Estados a conectar las necesidad y los recursos. Esto fue apoyado por Brasil, Egipto y Filipinas.

Civicus y ISHR pidieron más tiempo de intervención para las INDH y las ONGs en la adopción, participación de ONGs no acreditadas por le ECOSOC y la posibilidad de hacer videoconferencias.

-Adopción del resultado

En la agenda, las propuestas presentadas por el facilitador eran o bien mantener una sesión del CDH para adoptar todos los informes del Grupo de Trabajo (por ejemplo septiembre) o mantener una sesión del CDH justo después de la del Grupo de Trabajo. Respecto de la adopción, se sugirió más tiempo para ella o restringir los comentarios.

Hubo una gran convergencia sobre aumentar el tiempo destinado a cada adopción. Alemania, Líbano y Egipto quería más tiempo para el Estado examinado mientras que Francia y Brasil querían más tiempo para INDH y ONGs. Francia y Egipto estaban abiertos a ambas opciones propuestas en la agenda mientras que Noruega y el Reino Unido no estaban a favor de la sesión del CDH en septiembre dedicada a adopciones. Brasil y Argentina sugirieron usar videoconferencia para la participación  de INDH y ONGs y Argelia estaba en contra.

- Implementación de recomendaciones

El facilitador compartió tres temas principales:
  • Seguimiento por el Estado examinado: había tres propuestas hechas en la fase del Grupo de Trabajo: pedir que los Estados hicieran un informe sobre la necesidad de asistencia técnica; continuar consultas con la sociedad civil; crear Relatores regionales.
  • Diseñar directrices para el seguimiento.
  • Lidiar con casos de no cooperación por parte del Estado examinado.
Japón, Bélgica en nombre de la UE apoyaron la idea de un plan de implementación. Los informes a medio plazo deberían ser obligatorios para Bélgica, en nombre de la UE, Civicus y
Austria y mantenerse voluntarias para Filipinas, Brasil Nigeria, Cuba y China. Civicus y Alemania resaltaron la necesidad de que el seguimiento incluyo a la sociedad civil.
 
- Informes a medio plazo

Para contestar a las preocupaciones relacionadas con la proliferación de informes, Canadá sugirió hacer un informe a medio plazo con formato de cuadro con todas las
recomendaciones, las respuestas, el estatus de implementación y algunas palabras explicándolo.

- Fondo de Contribuciones Voluntarias para Asistencia Técnica y Financiera

Brasil estableció que este Fondo Voluntario no era necesario para proveer asistencia técnica en el seguimiento.

- Papel de OACDH y otros mecanismos de la ONU

Los principales temas de la primera sesión del Grupo de Trabajo fueron: que la OACDH fuera el punto focal de monitoreo del seguimiento, normalizar las recomendaciones del EPU con otros mecanismos y clarificar el rol de los Procedimientos Especiales en el EPU. Argelia y Cuba se mostraron reacios a darle un papel mayor a otros mecanismos de la ONU, notablemente a coordinadores residentes de la ONU y declararon que el seguimiento debía hacerse por los Estados. Reino Unido respondió a dichas preocupaciones sugiriendo adoptar temas más amplios cuando se hiciera referencia al papel de los equipos por países de la ONU y de los coordinadores residentes. Brasil presentó la idea de que la OACDH tuviera el papel de centro de coordinación para las recomendaciones del EPU.

Ver todas las propuestas hechas durante las consultas informales en nuestra hoja de excel (disponible en inglés).